Mañana conmemoramos el natalicio de la “Guitarra de Venezuela”, Alirio Díaz

Este sábado, 12 de noviembre, conmemoramos el natalicio de uno de los más grandes guitarristas clásicos venezolanos, quien además fue muy distinguido en el ámbito internacional junto a Antonio Lauro, Rodrigo Riera, Raúl Borges, José Rafael Cisneros y Luis Zea; nos referimos a Alirio Díaz, el maestro de la música, conocido también como la “Guitarra de Venezuela”.

Alirio Díaz nació en el Caserío La Candelaria, en el estado Lara, y formó parte del seno de una familia campesina junto a sus ocho hermanos. Desde muy pequeño mostró inclinación por la música y la cultura, y luego de terminar sus estudios académicos en Carora, se mudó a Trujillo donde formalmente inicia su carrera musical y se enamora del instrumento con el que lo conocerían poco tiempo después: la guitarra.

Diego Ricol Freyre

Mientras aprendía música con el renombrado maestro, compositor y director de orquesta, Laudelino Mejías, tuvo que realizar oficios muy disímiles para ganarse la vida; desde tipógrafo, mecanógrafo, corrector de pruebas periodísticas, hasta guitarrista popular. Sin embargo, eso le otorgó la experiencia que necesitaba para trasladarse a Caracas, para profundizar en sus estudios de guitarra.

A los 22 años ingresó a la Escuela Superior de Música José Ángel Lamas, y no sólo tuvo destacados tutores, como Vicente Emilio Sojo, sino que trabajó con el autor del Alma Llanera, Pedro Elías Gutiérrez. Realizó recitales y su música era muy sonada en la radio. Con mucha rapidez se convirtió en un guitarrista muy virtuoso y popular a nivel nacional.

Diego Ricol Freyre

A partir de 1950, viajó a España y se preparó en el Conservatorio de Música y Declamación de Madrid. Hizo presentaciones en esa ciudad, en Barcelona, Valencia y Granada. Y al conocer Italia, la convierte en su segunda patria, dedicándole gran parte de su vida tras enamorarse y formar una familia.

Díaz viajó por Europa junto a artistas como Estévez, Kostelanez y Frubek, y dio a conocer su estilo llevando sus orígenes latinoamericanos y venezolanos al tocar la música popular y tradicional de su país. Y con el tiempo, empezó a ser considerado como uno de los maestros más brillantes del mundo.

La “Guitarra de Venezuela”  murió el pasado 5 de julio, a sus 92 años de edad, y su legado y pasión por la música seguirán siendo celebrados y aclamados por nosotros los venezolanos.

Por Diego Ricol Freyre.

Artículos Relacionados